Se disfrazan de hombre gordo para entrar gratis a cine

Este truco solo lo habíamos visto en dibujos animados. Bo y Matthew, dos amigos de toda la vida, quisieron poner a prueba la idea de meterse en la ropa del otro, simulando la inmensa barriga de un hombre gordo, para pagar una sola boleta en el cine.

No sabemos si tanto esfuerzo compensa el costo de la entrada, pero el video es divertidísimo:

Ver también:  Por qué no hay que dormir en el metro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *